domingo, 23 de septiembre de 2012

Chapoteos pensativos


Hacía mucho tiempo que no me daba un largo baño. El silencio inunda cada rincón de la casa y la soledad puede hasta escucharse, estoy sola. Miro mis azulejos setenteros y me río, son tan horteras que tienen hasta encanto, demasiados floripons para mi gusto. 
Oigo a los vecinos de al lado, a veces tengo miedo de que me vean cáspita, es que se les oye muy cerca. Pero entonces, la sonrisa se me borra y mi mente me da esquinazo. Quisiera que me abandonara, pero sólo ha corrido más que yo para meterse de lleno en los pensamientos que últimamente me rondan.

Mi vida no ha tenido grandes desgracias, no he tenido que pasar por enfermedades, ni desapariciones de parientes muy cercanos. Sin embargo, esta vida que me ha tocado, ha tenido tela. Las situaciones más inverosímiles, se han dado cita en este miniyo de metro sesenta....de película en serio.

Sólo me pregunto, dónde me equivoqué? dónde está el camino, donde lo perdí el camino, de la vida (uis, esto es una ranchera de Pedrito Fernández! el agua caliente se me debe de estar subiendo a la cabeza)

A veces decimos, si yo volviera hacia atrás....si tu volvieras hacia atrás que?.....como sabes donde te equivocaste? como sabes si esto o lo otro hubiera cambiado demasiado el rumbo?. No dejar al primer novio? o seguir a tus amigas? quizás la culpa la tuvo el tercero? o tomar la decisión de dejarlo todo no fue la correcta?

....y quien carajo lo sabe???? 

ahora no sirve de nada ya!!! el problema ahora está en que decisión tomar AHORA. Creo que estas divagaciones se deben a la cercanía de un nuevo cumpleaños, y la verdad es que últimamente me jode bastante que lleguen, porque cada vez pienso más en los cuarenta, coño, están ahí mirándome con su sonrisa perversa y sus largos dedos me dicen...ven veeeen cuuuuaaareeeeentooooooooonaaaaa. Glups DELETE.

Espero con ansia una llamada desde hace tiempo. Tengo la sensación de que será un punto de inflexión muy grande. Es la llamada del mundo laboral...y curiosamente, dependo de la construcción. Aggg ironías del destino en éste país. Llevan más de un año de obras, y mientras ellos no terminen su trabajo, no tendré yo una oportunidad, pardiez!!!!! Es la llave para tomar las riendas de mi vida.

La puerta empieza a golpear, la ciclogénesis está llegando. Cuando anuncian estas cosas me siento como en una película yanqui, luego nunca llega a nada, el hombre del tiempo exagera, pero mi casa es un coladero para los vientos sopladores.
El agua se me enfría y el olor a vainilla ha desaparecido, me apetece chocolate, volvamos a la realidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario